Gedeón en “PRIMERA FILA”

 

 

1

 

Saludable

 

En septiembre, el presidente del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (Indotel), Gedeón Santos, fue portavoz de la triste noticia de que padecía cáncer linfático. Aunque dijo que le habían detectado la enfermedad en su etapa inicial y que eran amplias las posibilidades de superarla, él sabía que tenía que luchar por su vida. Y así lo hizo, apoyado en la fe y en las recomendaciones de los especialistas que lo han tratado.

 

 

De la misma forma en que Santos, ese dirigente político y funcionario trabajador y eficiente, habló de su enfermedad, hoy lo ha hecho de salud.

 

 

De hecho, nunca dejó de cumplir con sus funciones públicas. Ni de predicar la solidaridad y el bien común que han normado su vida y su carrera política. Gracias a la disciplina con que abordó el tratamiento y a sus creencias el cáncer ha desaparecido.

 

 

En un país donde todavía se ocultan los males él tuvo la dignidad y la responsabilidad de revelar la enfermedad que padecía. Tras superar los difíciles momentos, Santos entra en una nueva etapa en su vida. Con futuro más promisorio.

 

Fuente: http://elnacional.com.do/