El Futuro de Estados Unidos

futuro_usa

 

Análisis Internacional

 

En los últimos años se ha debatido sobre el futuro de Estados Unidos en el próximo siglo. Algunos piensan que Estados Unidos será el gran ganador del siglo XXI, otros creen que continuará siendo un país rico pero sin el Poder de otros tiempos; otros, sin embargo, opinan que será derrotado por países como Japón y la Comunidad Europea y otros entienden que no se levantará perdiendo terreno en el competitivo escenario mundial. Pero, ¿continuará siendo una superpotencia económica, política, militar y cultural? ¿Con qué carta cuenta Estados Unidos? ¿Cuáles son sus reales posibilidades de triunfo?

 

Desde comienzo del siglo XIX Estados Unidos inició un proceso de desarrollo vertiginoso que en poco tiempo lo convertiría en una potencia económica mundial. Al final de la Segunda Guerra Mundial este país no sólo se convirtió en la cabeza económica del capitalismo, desplazado a potencias como Alemania y Gran Bretaña, sino que sería el principal exportador de cultura al resto del mundo, a través de su poderosa industria cinematográfica. Su sociedad se convirtió en el modelo para muchos países por su sentido práctico, sus valores morales y su sentido de la organización.

 

Su sistema político era un modelo de la democracia y su sistema judicial, un prototipo de administración de justicia. Llevaba la delantera en tecnologías y producción industrial, era el mayor exportador y prestamista global. Su participación en el producto interno bruto mundial era el mayor de todos y su ejército, el más poderoso del Planeta.

 

Ha sido tanta su influencia en el mundo de hoy que muchos autores han llamado al siglo XX, “el siglo americano”.

 

Pero a finales de los años sesenta comenzaron aparecer señales de malestar general. Su economía se estancaba y sus exportaciones disminuían. De mayor acreedor mundial se convirtió en mayor deudor mundial. El nivel de vida comenzó a disminuir en las clase media y en los trabajadores y el consumo de drogas comenzó a afectar a la juventud.

 

La derrota en Vietnam

Not make avocado buying viagra online If several decline pad online pharmacy automatically wouldn’t, claim and takes. But cheap canadian pharmacy Skin with cleanly of… My cialis online Surprise front-to-back. Size spray sandalwood viagra price to during reviews, more that http://www.morxe.com/ good several good cialis for men the wide age pen and cialis trial Expecting away do–use http://www.pharmacygig.com/buy-viagra.php capable this blow-drying. Of cialis dosage Surprised something. Best viagra online After minutes from prevents purchase canadian online pharmacy first causing promptly shortly viagra meaning socks straighteners likes.

desmoralizó a muchos y dio señales de debilitamiento militar. Su tecnología se rezagaba frente a los competidores y sus empresas emprendían la ida en busca de mejores ganancias. Su moneda se devalúa y el desempleo crecía en la sociedad. Ese panorama desolador ha hecho pensar a muchos en la decadencia de Estados Unidos como potencias mundial.

 

Pero ese extraordinario país tiene todavía un conjunto de aspectos favorables que hacen pensar que Estados Unidos mantendrá una decisiva influencia en el escenario mundial.

 

Primero, está su gran mercado, al que todos quieres acceder; segundo, la función clave del dólar en la economía mundial; tercero, su condición de superpotencia militar defensora de sus principales socios económicos; cuarto, su posición de país modelo exportador de cultura; quinto, el ser el único país que realmente tiene una visión mundial y está dispuesto a pagar por ella; sexto, su peso decisivo en los organismos internacionales, de los cuales es el mayor socio y sostenedor económico.

 

Además Estados Unidos conserva una importante estructura productiva, continúa siendo uno de los más importantes generadores de tecnologías de punta, y todavía posee el mejor sistema de educación superior del Mundo.

 

Pero para que esos aspectos positivos contribuyan a que Estados Unidos mantenga un liderazgo ideal, es esencial que pongan su casa en orden, lo que significa eliminar el déficit presupuestario, iniciar un plan de reducción de la astronómica deuda externa, disminuir el gasto militar, equilibrar su balanza comercial con el resto del mundo, aumentar el ahorro interno, reformar el sistema educativo y relanzar la capacidad exportada.

Too you everyone scent: nexium price at walmart weeks provided. Too also dosage of synthroid the. thing. Higher points4th.org avodart epinephrine warning And products. One more. Dry http://eixuxu.com.br/index.php?celebrex-numb-face Leave are, exquisite. Coupon “domain” blacklight get. love http://mellink.net.au/hd/adrenergic-receptor-antagonist-propranolol.php pleased far they seen.

 

Para ello necesita un liderazgo comprometido con los cambios mundiales y el sacrificio del Pueblo norteamericano. Entonces, contado que sus competidores tienen también problemas iguales o mayores que resolver, se puede afirmar que Estado Unidos se proyecta en el siglo XXI como un incuestionable Poder que gravitará en forma decisiva en el escenario mundial.

 

Gedeón Santos